La protección de datos o protección de ID es una herramienta que se puede habilitar bajo costo anual en los dominios de nivel superior, como .com y demás.


Cuando se registra un nuevo nombre de dominio con nosotros se toman los datos de tu zona de clientes para darte de alta como registrante. Dichos datos son publicados en el la red whois de consulta de dominios, por lo que cada que alguien consulte el registro del dominio podrá ver los (tus) datos con los que el dominio fue registrado.


La protección de ID antepone los datos de RaXá antes de los tuyos para que de esta forma tu privacidad esté segura. Esto no significa que el dominio ya no sea tuyo, sólo ponemos nuestros datos para evitar mal uso de tu información.